¿Qué son los ruidos en el estómago de tu perro?

ruidos en el estómago
¿Alguna vez has oído estos ruidos en el estómago de tu perro? Por lo general pasan inadvertidos, pero a veces se pueden producir sonidos más fuertes de lo normal.

Hospital Veterinario UNAM-Banfield

Durante la digestión, su intestino se mueve y a la vez genera gases, los cuales provocan ruidos en el estómago de tu perro de borboteo fuertes, periódicos, que aumentan y disminuyen de intensidad.

El sistema digestivo de un perro comienza desde la boca hasta el ano, absorbiendo y aprovechando de esta manera los nutrientes necesarios y eliminando los desechos.

A estos sonidos se les conoce como borborigmos, y existen diferentes causas que los provocan. Si nuestra mascota tiene borborigmos ocasionales, probablemente no haya necesidad de preocuparse, pero si los ruidos en el estómago de tu perro se presentan de manera frecuente, o si hay otros signos como falta de apetito, vómitos, diarrea, letargo o dolor abdominal, puede tratarse de alguna enfermedad gastrointestinal grave, que podría involucrar a otros órganos como el páncreas o el hígado.

¿Qué ocasiona los borborigmos?

Hambre: Esto ocurre porque el estómago e intestinos tienen poca cantidad de alimento para digerir, por lo que se genera más gas de lo normal, empezando a activarse conforme se aproxima la hora de comer. Estos sonidos deberían cesar una vez realizada la alimentación. Se recomienda darles la ración diaria de alimento en varias tomas (de dos a tres), para evitar que pasen demasiado tiempo sin probar bocado.

Aerofagia (deglución de aire): usualmente es inofensiva y ocurre sobre todo durante la ingestión de líquidos y sólidos; por otra parte, puede ser exacerbada en situaciones de ingestión rápida o competitiva, observándose principalmente en animales nerviosos, con hábitos alimentarios agresivos o competitivos. La mayor parte del aire deglutido se elimina mediante el eructo desde el estómago y esófago, pero en el caso de que no sea eructado, viajará a través del tubo digestivo y se expulsará.

 Los platos de alimentación lenta reducen la deglución de aire y los ruidos en el estómago de tu perro.

En algunas ocasiones si el animal tiene dolor, comenzará a respirar rápido y repetidamente ingiriendo más aire de lo habitual. En estos casos nuestra mascota va a adoptar una posición encorvada e intranquila. Estos signos pueden ser el resultado de una acumulación excesiva de gas intestinal, una alteración de la motilidad que interrumpa el paso de gas a lo largo del intestino o un aumento de la sensibilidad gastrointestinal de la distensión.

¿Ya conoces la tienda en línea? Encuentra de forma rápida y segura el alimento que necesita, recibiéndolo a las puertas de su hogar.

Sin comentarios

    DEJA UNA RESPUESTA