¿Cuántos sonidos genera un gato?

Además de ser independientes y bastante inteligentes, los gatos son animales muy expresivos. Pueden hacer más de 100 sonidos los cuales son determinados por la situación en la que se encuentren y el estado de ánimo.

Maullido

Este sonido se determina por hábitos y costumbres de cada felino, pero en cada ocasión será para llamar la atención. Es decir, en caso de que un gato tenga deseos de jugar, maullará cerca del objeto con el que normalmente interactúan, en casos similares como la alimentación o los deseos de cariño, el maullido se hará presente.

La intensidad que tenga el maullido tiene que ver con que sea algo bueno o desagradable para tu compañero. Si se encuentra en una situación tormentosa, maullará con fuerza en sonidos largos, en caso de que sea una situación agradable como una caricia el maullido iniciará bajo y comenzará a subir poco a poco.

Llamado de auxilio

Presente en mininos con apenas un mes de vida, este sonido es agudo y puede presentar diversas variantes.  En cuanto un gato tiene frío, presenta una mayor agudeza, si está perdido presenta un mayor volumen y si está atrapado en algún lugar suelen ser más prolongados. La madre logra distinguir cada uno de estos sonidos tomando una rápida acción para cada una.

Ronroneo

Aunque se considera un sonido vinculado únicamente a la satisfacción o a que el gato puede sentirse cómodo, en realidad, se ha encontrado que lo hacen cuando sienten dolor o en situaciones incomodas como ir al veterinario e incluso al estar cerca de la muerte.

Los gatos recién nacidos pueden llegar a hacerlo mientras se alimentan de la madre, mientras que un gato adulto puede emitirlo mientras entra en contacto con personas u otros gatos, también al estar luchando contra sus cobijas. Se genera sin que abran sus fauces y sin duda es un sonido al cuál se debe de estar en pendiente.

Chirrido

Suena entre un ronroneo y un maullido, de igual manera se genera sin abrir su hocico, pero sirve como un sonido cordial, tanto entre gatos adultos así como entre madre y cría.

Llamado Sexual

Llegado el momento de celo, los machos y las hembras generan un sonido bastante fuerte y prolongado el cual funciona para atraer a su pareja o también, en el caso de los machos, para avisar a otros machos de su presencia.  El sonido suele ser bastante característico así como un gran argumento que convence para esterilizar a los gatos.

Bufido

Cuando los gatos se sienten amenazados y están listos para atacar, abren completamente sus fauces dejando escapar un sonido similar al de un silbido. Dicha advertencia es algo que los gatos aprenden a realizar desde las primeras tres semanas de vida.

Aullido

Es un sonido prolongado, bastante fuerte y funciona para evitar las peleas, pero por ser una señal de advertencia bastante alta más que como una oferta de paz.

Gruñido corto

Es un sonido que se hace en un volumen bajo, pero que tiene cierto nivel de amenaza. Puede ser bastante corto o tener una duración ligeramente prolongada.

Chillido de dolor

Existen dos momentos en los que puede aparecer, acabando el apareamiento o en situaciones donde el minino esté gravemente herido. Es agudo, repentino y bastante alto.

Cacareo

Es una secuencia de sonidos que mezcla excitación y frustración. Surge cuando el gato está preparado para atacar, tiene en la mira a una presa y con un pequeño temblor en su mandíbula se propone a atacar, pero encuentra un obstáculo para obtenerla.