Dos pandas gemelos podrían salvar la especie

Hace un año, en la reserve de Heatoping en el sudoeste de China, nacieron Meimei y Hehe, dos pandas gemelos que, de acuerdo con los especialistas, podrían significar la salvación de toda su especie, misma que se encuentra en peligro de extinción.

¿Por qué son tan especiales?

Los pandas hermanos son un “milagro” porque son producto de una serie de esfuerzos de diversificación genética. Para empezar, la reproducción de los pandas es complicada, pues la hembra es fértil exclusivamente unos días por año, mientras que el macho no demuestra un interés activo por aparearse.

El nacimiento de Meimei, que significa “felicidad” en chino, y Hehe, “armonía, ha sido, en palabras de Liu Xiaoqiang, uno de los principales responsables de la reserva Heatoping, una concepción muy complicada. Para lograrla, hubo que reintroducir a la madre, criada en cautiverio, en la naturaleza de manera temporal; pasaron meses para que pudiera aparearse con un macho; todo esto sin intervención humana.

Su madre, al haberse criado de forma aislada a su hábitat natural, tenía una gama genética muy limitada, por lo que era prácticamente imposible que quedara embarazada de gemelos. Gracias al padre y a su tipo de sangre, fue factible que se diera este caso de éxito.

Conforme a las observaciones de los investigadores, el nacimiento de los gemelos es un suceso increíble que permitirá el enriquecimiento genético de los pandas en cautiverio, ¡así como una promesa latente para una especie que amenazaba con desaparecer de la faz de la tierra!