Previniendo la torsión gástrica

Recomendaciones

  • Al momento de elegir o sugerir una dieta para pacientes que por conformación anatómica (tórax profundo) o predisposición racial estén riesgo de presentar DVG, hay que seleccionar aquellos alimentos en los cuales el origen de su proteína sea principalmente de origen animal, evitando los que contengan elevadas cantidades de aceites vegetales o grasas, ya que estos componentes pueden producir una alta fermentación y, por ende, dilatación gástrica.

Aunque a algunos cereales se les han atribuido un factor de riesgo, estudios con soya, trigo, maíz y arroz no suponen un peligro en la incidencia de esta enfermedad. La dieta casera debe soslayarse, ya que hay algunos alimentos que pueden generar una fermentación elevada.

  • Se deben evitar volúmenes grandes de ingesta de agua, por lo que dividir los requerimientos en mínimo dos a tres raciones, es lo ideal. Aunque el consumo de líquido después de comer o realizar ejercicio no ha sido demostrado como un factor preocupante, siempre debemos evitar cantidades enormes, porque aunque no sea el factor principal, el conjunto de factores puede incrementar el riesgo.

Actualmente existen en el mercado platos que vienen divididos con diferentes compartimentos, los cuales impiden que los perros puedan tomar alimento en cantidades excesivas, por lo que su uso nos puede ayudar a limitar la velocidad y la cantidad de ingesta.

  • La posición en la que se ingiere el alimento no parece tener relevancia, así como la mezcla de diferentes marcas comerciales o tipos de alimentos (seco o húmedo, por ejemplo) no disminuyen el riesgo de padecer esta afección.

 

  • Existe una herramienta para prevenir este problema, y consiste en un procedimiento quirúrgico en el cual se busca una adhesión permanente del estómago con los músculos que conforman la pared abdominal, con la finalidad de mantener siempre la posición del estómago anatómicamente normal, evitando así su desplazamiento y rotación.

Aunque existen diferentes técnicas para realizar este procedimiento, la gastropexia incisional es la más sencilla y rápida, además de brindar la misma resistencia que otros procedimientos.

 

Es fundamental estemos al pendiente de nuestro perro, y si notamos que existe algún tipo de problema o cambio de comportamiento, es muy importante llevarlo con un veterinario de confianza.

Sin comentarios

    DEJA UNA RESPUESTA