¿Mi perro come de manera adecuada?

Para evaluar si la alimentación es correcta, se debe contemplar:

Condición física: además de la apariencia del animal (pelo brilloso, peso adecuado, dientes sanos, ojos brillantes) y que “se vea sano”, apliquemos  la definición de Dietrich Martin: “La capacidad de rendimiento psico-físico del individuo, se manifiesta como capacidad de fuerza, velocidad, resistencia, flexibilidad y coordinación. Cada aspecto debe estar compensado con el otro e influyen en ella los procesos energéticos y las características psíquicas (comportamiento y aprendizaje) precisas para el cometido que se le asigne a dicha condición”.

Conducta adecuada a su edad: esto es, cachorros que juegan, una actividad normal acorde a su raza, evidencia de aprendizaje y respuesta a refuerzos positivos (porque todos los perros pueden aprender órdenes básicas y muestran interés por hacerlo, máxime cuando hay un premio).

Digestibilidad: es una forma de medir el aprovechamiento de un alimento, esto es, la facilidad con que es convertido en el aparato digestivo en sustancias útiles para la nutrición. Se deben observar heces firmes, de color adecuado, y una cantidad mucho menor a lo que ingirió.

 

Una buena o mala alimentación y nutrición afecta tanto física como conductualmente, y los perros no son la excepción. Ellos dependen directamente de lo que les proveemos, así que tomemos en cuenta lo aquí expuesto para garantizar su salud. “Mente sana en cuerpo sano”, es la premisa.

Recuerda que es importante buscar la mejor opción de alimento para tu animal de compañía. Puedes apoyarte de tu Médico Veterinario para encontrar la mejor opción para tu mascota.

Sin comentarios

    DEJA UNA RESPUESTA